fbpx

Visto en nuestro 'timeline'

Visto en nuestro 'timeline'

SEIC Web

SEIC Web

Médico intensivista. Coordinador Áreas Críticas. Hospital Alberto Barton Thompson. Callao, Perú.

 Servicio de Cardiología. Hospital de San Pedro. La Rioja, España

 Servicio de Cardiología. Hospital de San Pedro. La Rioja, España

Departamento de Cardiología y Cirugía Cardíaca. Clínica Universidad de Navarra. España

La estenosis de venas pulmonares (EVP) es una complicación grave que se ha asociado a la ablación por radiofrecuencia (ARF) como tratamiento de la fibrilación auricular (FA). Su incidencia puede ser tan baja como 0.3%, pero podría aumentar por múltiples variables. El tiempo promedio de diagnóstico es de 16 semanas. Presentamos el caso de un paciente que consultó por disnea seis meses después de la ARF, se realizó una ecocardiografía de estrés con ejercicio en la que se sospechó EVP. Se describen los hallazgos que pueden sugerir dicha complicación y proponemos esta herramienta para la valoración inicial de disnea post ARF.

Presentamos el caso de una paciente portadora de marcapasos definitivo bicameral que ingresa con el diagnóstico inicial de tromboembolismo pulmonar. En el TC realizado se observa un defecto de repleción localizado en aurícula derecha (AD). Se realiza ecocardiograma transtorácico que muestra una masa móvil de gran tamaño en AD adherida al electrodo de marcapasos auricular compatible con trombo por sus características y localización. En el estudio se detectó la presencia de síndrome antifosfolipido como causa protrombótica predisponente. Dada la estabilidad clínica de la paciente se optó por tratamiento médico con anticoagulación de forma indefinida.

La ventana aortopulmonar es una malformación congénita troncoconal poco frecuente. Ocasionalmente puede asociarse a otros defectos arteriales o intracardíacos como interrupción de arco aórtico y tetralogía de Fallot. Excepcionalmente coexiste con transposición de grandes arterias.

La endocarditis infecciosa es una enfermedad asociada a una elevada mortalidad y complicaciones graves. La extensión perivalvular de la endocarditis infecciosa se asocia con peor pronóstico y afecta más frecuentemente a válvulas protésicas. El diagnóstico por imagen es fundamental para poder identificar estas complicaciones y establecer la mejor estrategia terapéutica, combinando, habitualmente, tratamiento antibiótico endovenoso y cirugía.

Paciente masculino de 30 años, sin comorbilidades mayores, que presentó neumonía hipóxica por COVID-19, recuperándose eventualmente. Cursó con bradicardia, ectopias ventriculares, reducción de la fracción de eyección del ventrículo izquierdo e hipertensión pulmonar leve. La resonancia magnética cardiaca confirmó disfunción sistólica izquierda, con deterioro del strain longitudinal; el ventrículo derecho mostró fibrosis intramural de pared libre y también marcada reducción del strain. Se descartaron edema parietal o patologías infiltrativas, y al cabo de varios meses revirtió la falla ventricular. Se discute el potencial daño cardíaco causado por el SARS-CoV-2 aún en sujetos jóvenes sin comorbilidades documentadas.

Presentamos un varón de 61 años que acude al servicio de Urgencias por hematemesis en el que se detecta de forma incidental un pseudoaneurisma en la pared lateral del ventrículo izquierdo, consecuencia de un infarto de tiempo de evolución indeterminado. Las diferentes técnicas de imagen permitieron definir las características del pseudoaneurisma para establecer el mejor plan terapéutico. La importancia de este caso radica en que los hallazgos incidentales en las diferentes técnicas de imagen tienen relevancia en el pronóstico del paciente. Así mismo, se plantea la posible asociación entre la hematemesis y una gastritis por estrés secundaria al evento isquémico agudo.

Página 9 de 224