fbpx

RETICweb

RETICweb

Con la colaboración de Grupo CTO

Casos

Paciente de 80 años con afectación trombótica sobre válvula mitral protésica diagnosticada de forma incidental, que posteriormente desarrolló una endocarditis precoz (B. hanselae) sobre la misma zona. El germen causante de la infección es atípico y cursó como una endocarditis con cultivo negativo. Las técnicas de imagen fueron clave para poder establecer un diagnóstico y tratamiento adecuados.


Se presenta un caso clínico poco habitual, de una paciente con comunicación interauricular tipo seno venoso superior, drenaje venoso pulmonar anómalo parcial y persistencia de vena cava superior izquierda (PVCSI). Esta última entidad es un hallazgo relativamente frecuente en pacientes con cardiopatías congénitas (6,1%) y, por tanto, se puede observar en pacientes con comunicación interauricular tipo seno venoso superior. Sin embargo, la PVSCI sí está claramente asociada con los defectos tipo seno coronario (entidad muy infrecuente). Este caso clínico sirve para revisar las diferencias ecocardiográficas entre ambos defectos “interauriculares” (comunicación interauricular tipo seno venoso y comunicación interauricular tipo seno coronario), así como hacer énfasis en la utilidad de las distintas pruebas de imagen en su diagnóstico.


La endocarditis infecciosa tiene diferentes presentaciones dependiendo de la participación de las estructuras valvulares y perivalvulares. Continúa siendo una enfermedad con elevada morbimortalidad a pesar de las mejorías realizadas en su diagnóstico y tratamiento. La fístula aortocavitaria es una complicación poco frecuente. Se presenta el caso de un varón de 79 años con una endocarditis infecciosa sobre válvula nativa, complicada por una fístula aortocavitaria hacia el tracto de salida del ventrículo izquierdo, presentación muy poco común.


La miocardiopatía Tako-Tsubo o miocardiopatía de estrés es un síndrome caracterizado por dolor torácico, disfunción ventricular izquierda transitoria y cambios electrocardiográficos que simulan un infarto agudo de miocardio en ausencia de enfermedad obstructiva de arterias coronarias. Pocos casos se han descrito en niños. En este artículo se describe el caso de una niña de 3 años a quien se le realizó una reparación quirúrgica de un defecto del septo interventricular, con tiempo corto de clampado aórtico y circulación extracorpórea, que presentó disfunción ventricular izquierda aguda con discinesia apical sin obstrucción de arterias coronarias, sugiriendo miocardiopatía de Tako-Tsubo.


La amiloidosis cardíaca se produce por el depósito de sustancia amiloide en el corazón. Existen diferentes subtipos de la enfermedad, que están causados por una variedad de proteínas. Las formas más comunes en los países desarrollados son la amiloidosis de cadenas ligeras y la amiloidosis por transtiretina. Dadas sus implicaciones pronósticas y terapéuticas, es necesaria la correcta identificación del tipo de amiloidosis. Las técnicas de imagen que se suelen utilizar para establecer un diagnóstico de sospecha son la ecocardiografía, la resonancia magnética cardíaca y la gammagrafía con 99Tc-DPD. En este artículo se comentan las principales herramientas que se han desarrollado en estas técnicas para identificar el subtipo de amiloidosis.


La válvula aórtica cuadricúspide (VAoC) es una enfermedad congénita rara. Sin embargo, el empleo masivo de la ecocardiografía Doppler hace que su detección sea más frecuente. La incidencia de esta malformación congénita es muy baja y su principal complicación es la insuficiencia aórtica. Se presenta una revisión a propósito de tres casos.


El angiosarcoma cardíaco es un tumor primario maligno infrecuente de origen mesenquimal con muy mal pronóstico, que tiende a infiltrar el corazón e invadir las estructuras circundantes. El diagnóstico inicial se realiza habitualmente con ecocardiografía transtorácica y transesofágica, que aportan mucha información como, por ejemplo, extensión, sitio de implantación, tamaño y parámetros hemodinámicos relacionados con la presencia de la masa. El estudio se puede complementar con otras técnicas como la resonancia magnética cardíaca y la tomografía computarizada cardíaca.


Una mujer de 58 años con antecedentes de reemplazo valvular mitral mecánico y anuloplastia con anillo protésico tricúspide desarrolló un cuadro de deterioro de la capacidad funcional y edema de las extremidades inferiores. La ecocardiografía transtorácica mostró dilatación del ventrículo derecho con función sistólica preservada e insuficiencia tricúspide (IT) excéntrica grave con un mecanismo poco claro. La ecocardiografía transesofágica confirmó estos hallazgos y reveló una dehiscencia parcial del anillo protésico. La reconstrucción tridimensional en face de la válvula tricúspide permitió la caracterización del defecto y el desarrollo de una estrategia adecuada por el equipo quirúrgico.

Existe evidencia creciente de la presencia de insuficiencia tricúspide residual significativa postoperatoria. La dehiscencia del anillo protésico es un mecanismo infrecuente que eventualmente podría requerir una nueva operación. Por ello, su diagnóstico es relevante y las técnicas novedosas como la ecocardiografía tridimensional pueden ayudar significativamente en la toma de decisiones.


El implante valvular aórtico transcatéter (TAVI) es una opción de tratamiento ya establecida en pacientes con estenosis aórtica severa y elevado riesgo quirúrgico. Actualmente se estudian otras indicaciones en las que puede tener beneficio, como la disfunción de bioprótesis valvulares en pacientes con elevado riesgo de reoperación. En estos casos se realiza el implante percutáneo de una válvula dentro del anillo de la prótesis quirúrgica colocada previamente en un procedimiento denominado valve-in-valve (VIV TAVI). En este artículo se describen dos casos de disfunción de bioprótesis por insuficiencia grave en los que el tratamiento endovascular solucionó el problema clínico.


Las complicaciones mecánicas después de un infarto agudo de miocardio generalmente producen un cuadro muy sintomático que pone en peligro la vida del paciente. Se presenta un caso inusual de un hallazgo por ecocardiografía de doble ruptura cardíaca (ruptura de la pared libre y del septum interventricular) en una paciente totalmente asintomática que había sufrido un infarto de miocardio inferior hacía 5 años.


Página 1 de 10